Tonos de blanco para el vestido

Hay muchos tonos de blanco que se usan para los vestidos de novia, y aunque son muy parecidos cada uno genera que se vea mejor dependiendo el tono de piel, los tonos de blanco en los vestidos son:

Champagne: Este tono es de un color blanquecino con tonos rosados, apropiado para novias de piel oliva u oscura

Latte: Este vestido de novia es ligeramente más oscuro que el champagne, y contiene tonos cafés o plata. Esta es una opción popular para segundas nupcias y es perfecto para las novias de piel morena o bronceada.

Marfil: Este tono de blanco tiene un trasfondo de oro o amarillo. Es un matiz que se adapta fácilmente a todos los tipos de piel.

Blanco Brillante: Es el blanco más brillante, y limpio. Es como un tono de yeso blanco. Si tienes la piel morena queda muy bien.

Blanco Natural, o blanco diamante: Es un tono menos que el blanco brillante. Es más suave, y luce mejor en la mayoría de personas. Te queda bien si tienes la piel blanca con tonos amarillos.

Ivory o Marfil: Este es un blanco más crema, con tonos amarillos de fondo. También se conoce como blanco hueso. Te queda bien si tienes la piel muy blanca o piel blanca con tonos rosados.

Beige: Es un tono más oscuro que los otros tonos de blanco, y esta combinado con un poco de color café.

Lo mejor es conocerse bien para poder tomar la mejor decisión,  en Guadalupe Blanco en su primera cita se les ofrece una asesoría profesional de imagen donde identificaremos su colorimetría y en base a ella les diremos que tonos son los que más le favorecen. Y sobre todo que te guste tu vestido de novia tanto el diseño como el color porque es TÚ DÍA!

Información obtenida de:

http://www.bodapasoapaso.com/secciones/novia/vestido/articulos/020201A004.php

http://www.viaboda.com/El-Vestido-de-Novia/el-blanco-de-todas-las-miradas.html

 

Agenda tu Cita

Abrir chat